Ropa de cama y sus detalles, la verdadera sofisticación.

Por: Vivenda Fecha: 26-Oct-2020

Compartir en:

Tender una cama requiere pericia, y también, seleccionar las prendas adecuadas para hacerlo. La clave: el correcto balance entre estética y función cuando elegimos la ropa de cama.

Lo importante es buscar ropa de cama hecha con telas que aportan a tu descanso de manera genuina, pero que además brinden estilo a tu cama y habitación por medio de sus colores neutros,  sus detalles y aplicaciones.

>>Ropa de cama, ¿algodón vs. poliéster?<<

Funcionalmente: la ropa de cama debe inducir y complementar tu descanso, es la naturaleza y origen de los propios textiles la que da el verdadero valor a las prendas; luminosidad, textura y suavidad, la composición que te aísla del frío y te protege, etc., solo así se logran noches verdaderamente confortables.

Estéticamente: la cama es la pieza más relevante en la habitación, el secreto: está en los detalles, son los que suelen marcar la diferencia y dan sofisticación, son esos mismos detalles el tipo de acabados más buscados por los mejores hoteles boutique.

>>Los secretos para hacer tu cama tan cómoda como en un hotel boutique<<

La ropa de cama debe ser funcional

Quedaron atrás el tipo de prendas para la cama que no aportan a tu experiencia de descanso. Si algo es necesario comprender es que lo principal en los textiles del hogar es que funcionen bien, que las sábanas sean suaves y frescas, que la almohada sea confortable, la funda duvet y su edredón te aíslen del frío, y además de todo ello, que duren, que resulte sencillo y práctico cuidarlos o mantenerlos en un estado óptimo por mucho tiempo; con esto en mente, ¿en dónde queda la parte estética de los textiles?. Hoy por hoy, la perspectiva ideal en la decoración en los propios textiles está orientada en sutiles modificaciones que personalizan y aportan un alto valor estético apropiado para tu cama.  

La sutileza y sofisticación de los detalles textiles

Los acabados textiles y aplicaciones en la ropa de cama son muchos y pueden ir desde  un bordado, un calado, alguna aplicación de uno o varios pespuntes o puntadas, algún ribete, un crochet con hilo de color exquisito, algún encaje o bolillo, etc., y se pueden aplicar casi en cualquier tela y/o prenda, todos estos procesos de transformación son sutiles pero con mucho valor por su alto grado de personalización.

  • Bordar una prenda: es un acabado que resulta ser muy elegante, y además es muy resistente lo que permite que este tipo de acabado se pueda aplicar casi en cualquier textil; el grado de personalización es muy amplio, (pudiéndose colocar letras, nombres, dibujos)  y aporta mucho valor a las prendas.
  • Una vainica : es un tipo de calado que es una técnica de manipulación en el tejido. Técnicamente: se extraen los hilos de la trama del tejido, y después se rematan las hebras de la urdimbre mediante un punto de bordado. El resultado son una serie de perforaciones muy bien acabadas en la propia tela, rematados con algún hilo de color que puede integrarse a la decoración de la pieza en donde la prenda va a ser colocada.

Con este tipo de acabados la estética de la ropa de cama, está en perfecto equilibrio con la función de los textiles y por lo tanto, con tu descanso.

>>Ropa de cama: nuestra promesa de descanso contigo<<

En Vivenda, amamos la simplicidad de los acabados textiles. Para nosotros lo principal al diseñar una cama, es ofrecer el máximo bienestar emocional. Por eso trabajamos con textiles que destacan por su naturaleza propia y complementamos con personalización muy sutil, porque el buen diseño está en los detalles.

Topics: Ropa de cama

Entradas relacionadas